Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información

Aceptar
Volver

La historia de Rolls-Royce

La historia de Rolls-RoyceLa historia de Rolls-Royce
La historia de Rolls-RoyceLa historia de Rolls-Royce
01-04-2020
Mucho se ha escrito sobre la historia de Rolls-Royce, de sus orígenes, de como la marca desde un principio se empeñó en fabricar el mejor automóvil del mundo. Hoy haremos un rápido repaso a la historia más conocida, pero nos adentraremos en las curiosidades de la marca, que no son pocas.

Frederick Henry Royce (OBE), nació en 1863 en una familia de 5 hermanos. Con 9 años, tras la muerte de su padre, empezó a repartir periódicos y telegramas para llevar dinero a casa, hasta que en 1878 fue aceptado como aprendiz en la Great Northern Railway. Seis años después, en 1884, y tras pasar por un par de empresas, crea una sociedad con Ernest Claremont para la fabricación de electrodomésticos, la cual evolucionaría hasta fabricar maquinaria pesada eléctrica y en 1899 sería renombrada Royce Ltd.
 
A principios del s.XX, y en parte empujado por la creciente competencia en el sector, Royce ve en el nuevo mundo del automóvil una posibilidad de negocio. Tras adquirir y probar varios vehículos franceses, se decidió a mejorarlos y construir su propio vehículo, uno que cumpliera sus requisitos de calidad. Así, en 1904, nació el Royce 10.

De los tres Royce construidos, uno fue vendido a Harry Edmunds, quién al mostrarlo a Charles Rolls, propició el encuentro entre Rolls y Royce. Y como suele decirse, el resto es historia... En el salón del automóvil de Paris, en diciembre de 1904 se presenta el Rolls-Royce 10HP, de dos cilindros. Modelos de 3, 4 y 6 cilindros (15HP, 20HP y 30HP) también, están disponibles.

En 1906 se empezó a desarrollar un modelo nuevo más potente, denominado 40/50, y gracias a la pintura plateada de una de las primeras unidades, será el popularmente conocido como Silver Ghost